Alejandro Fernández vuelve a Durango con gran éxito

0

Hace cuatro años que Alejandro Fernández no visitaba Durango y vaya que su público lo extrañaba. Desde temprana hora muchos hicieron fila a las afueras de la Velaria para asegurar un lugar.

El clima cambiante, ese que llevaba de la lluvia al sol, no importó, querían estar presentes en el regreso de ‘El Potrillo’ Alejandro Fenández.

Pasaban de las 21:00 horas y la desesperación se sentía en el ambiente. Gritos, aplausos y silbidos exigían el inicio del ‘show’.

No había a quién más esperar; el recinto estaba a su máxima capacidad y como no estarlo si era el último día de la Feria Nacional Durango 2019.

Solo restaba que la música de fondo quedara en silencio y los nueve músicos y tres coristas tomaran sus lugares.

Alejandro Fernández

A las 21:40 horas la espera terminó. Ese silencio repentino fue ahogado por la euforia de los miles de duranguenses entregados al hijo del gran Vicente Fernández que eligió “En Lo Correcto” para comenzar.

Y la FENADU terminó como inició, con una repentina lluvia que inundó algunas áreas y que provocó que quienes estaban en las orillas buscarán refugio más al centro, en los pasillos.

Se rehusaron a regresar a sus asientos, querían estar cerca de Alejandro Fernández que ante una brisa que llegaba hasta el escenario continuó con “Estuve”, “Pude”, “Si Tú Supieras” y “No Sé Olvidar”.

“Muy buenas noches, Durango ¿cómo está mi gente? Mi Durango querido que siempre llevo en mi corazón… Muchas gracias por todo su cariño, de todo tiempo y tantos años”, dijo el intérprete para luego desatar otra ola de gritos con “Me Hace Tanto Bien” y “Qué Voy A Hacer Con Mi Amor”.

Alejandro Fernández

Poco a poco el orden regresó a la Velaria. La lluvia cesó y las personas ocuparon sus respectivos espacios sin dejar de cantar “Que Lástima”, “Quiero Que Vuelvas” y “Hoy Tengo ganas De Ti”.

Desde ahí aprovecharon para bailar “Canta Corazón” y luego corear a todo pulmón “Te Voy A Perder” y “Se Me Va La Voz”. J

Justo antes de llegar a “la parte íntima”, la favorita de Alejandro, esa que dedica a las «canciones que se quedan para siempre», entre ellas “Como Yo Te Amé”, “Me Dediqué A Perderte” y “Sé Que Te Duele”.

Ya había pasado una hora cuando el espectáculo dio un giro radical. El pop y el rock quedaron atrás para ceder lugar al mariachi que anunció su llegada con el “Huapango de Moncayo”, “Guadalajara” y “Ay Jalisco”.

Vestido de charro, Alejandro Fernández desató suspiros con “Mátalas”, “Loco” y “Si He Sabido”.

Alejandro Fernández

Incluyó “Que Digan Misa” y su éxito “Nube Viajera”. No podía faltar “Es La Mujer” donde recibió algunas rosas de sus fans, para luego fusionar a su banda con mariachi al interpretar “Tantita Pena”.

“Se supone que aquí terminaba el ‘show’, pero como en un inicio falló el sonido les vamos a cantar unas dos o tres más”, dijo ‘El Potrillo’ para compensar con “No”, “Abrázame” y “Un Puño De Tierra”.

Fue con “Estrella” que se despidió y hasta dejó que fueran sus fans quienes cantaran gran parte de ella, pero ellos no querían dejarlo ir.

Siguiendo el ejemplo de su padre, ese de seguir cantando mientras el público lo pida, regresó precisamente para “rendir honor a quien honor merece”, a su amigo, a su confidente, a ‘Chente’.

“Las Llaves De Mi Alma”, “Por Tu Maldito Amor”, “Mujeres Divinas”, “Me Voy A Quitar De En Medio”, “Vale Más Un Buen Amor”, “Hermoso Cariño”, “Estos Celos”, “Acá Entre Nos” y “De Qué Manera Te Olvido” fueron las piezas con las que homenajeó a Vicente y con las que dijo adiós entre ovaciones de pie luego de más de dos horas de show.

Alejandro Fernández

Sigue a Alejandro Fernández en redes sociales:

Facebook: Alejandro Fernández
Instagram: @alexoficial
Twitter: @alexoficial
Web: www.alejandrofernandez.com
YouTube: Alejandro Fernández

Y recuerda: ¡Si no está en SAPS Grupero… seguro no ha sucedido!

Por: El Siglo de Durango

Con orgullo edito, redacto y creo noticias e información sobre el género Regional Mexicano en SAPS Grupero, La Revista Digital. Hay quienes hacen música y la interpretan; yo solo escribo para ella. Ya lo dijo Octavio Paz: "Escribo para que la muerte no tenga la última palabra".

Deja una respuesta